Categorias

¡México no deber ser un país de sangre y muerte!

Solo falta un magnicidio en este sexenio de corrupción, barbarie e impunidad.

¿Será que ésta tremenda situación de inseguridad y violencia fue planeada para llenarnos de miedo y hacernos gritar que se proceda con toda energía contra la delincuencia organizada para recuperar la tranquilidad sin imaginarnos que esas acciones puedan ser aprovechadas, por los que quieren mantenerse en el máximo poder, eliminando a quienes consideren de “alto riesgo” porque pudieran ayudar a impedir sus propósitos?

Tal vez así calificaron a muchos de los periodistas a los que impunemente han asesinado.

¿Pero quienes más están o estamos en su “lista negra”?

Nosotros, los auténticos periodistas solo nos atrevemos a difundir la voz del agraviado pueblo que sigue y seguirá siendo la voz de Dios.

Por eso me sumo a los miles de compañeros que le pedimos al Presidente Peña Nieto que frene esta criminal violencia.

Y repito el título de éste Candelero:

¡México no debe ser un país de sangre y muerte!

¿Cuál Gabinete de Seguridad?

Para los tamaulipecos fue una pantomima más la “Reunión Cumbre” del Gabinete de Seguridad celebrada el lunes pasado en Reynosa.

Y los representantes de la Sociedad Civil que estuvieron en el evento eso dijeron porque el Secretario de Gobernación, Miguel Angel Osorio Chong quien es el jefe de ese “Gabinete”, en vez de tratar a fondo los temas de seguridad que mantienen en la zozobra a la población, solo se concretó a repetir su “machote de discurso” y negarse a aceptar que la estrategia de seguridad simplemente no funciona.

“Para él todo ha mejorado, pero para nosotros, todo ha empeorado” agregaron encabronadas personas importantes de la frontera tamaulipeca que no entienden por qué razón, personajes como el Secretario de la Defensa, el General Salvador Cienfuegos y el Secretario de Marina, Almirante Vidal Soberón al mantenerse en silencio, sin hacer ninguna precisión, de hecho respaldaron, disciplinados, lo que afirmó Osorio Chong, cuando a ellos les consta que a sus tropas les resultan más riesgosos los constantes enfrentamientos con los grupos de “Golfos”, “Zetas” y “Bravos” que han convertido en franja de muerte no solo toda la frontera de Tamaulipas, desde Matamoros, Nuevo Progreso, Valle Hermoso, Rio Bravo, Reynosa, Camargo y Miguel Alemán hasta Nuevo Laredo, sino casi todo el territorio estatal, pues controlan San Fernando, Ciudad Victoria, Mante, Llera, Xicoténcatl y hasta Tampico y Madero.

La actitud que mantuvieron el Procurador Raúl Cervantes y el Comisionado de Seguridad Nacional, Renato Sales, fue la de “presentes y ausentes”.

“El escenario fue como hecho a modo para que el señor Osorio Chong nos hiciera su show de precandidato presidencial”, nos soltaron con acidez los molestos empresarios, quienes por cierto, tampoco se inconformaron cuando Osorio con su coloquial cachaza dijo que ellos “reconocían” que la estrategia para combatir la delincuencia “sí ha dado resultados”.

Fue hasta después, cuando Alfonso de León Sánchez, presidente de la Cámara de la Industria Restaurantera de Reynosa abrió la boca para decirle a los periodistas: “escuchamos lo mismo de Diciembre en Ciudad Victoria. Ellos no van aceptar que la estrategia de confrontación no funciona. En los hechos no funciona porque la situación se complica. Como estrategia falta algo más y ellos saben muy bien que es”.

Para esto, de acuerdo con el gobernador panista Francisco Javier García Cabeza de Vaca, el jefe del Gabinete de Seguridad, o sea Osorio Chong, muy orondo, con aires de suficiencia, anunció que “el gobierno federal está trabajando con el de Tamaulipas para debilitar las fuentes de financiamiento del crimen y no centrar sus acciones en la detención nada más de los objetivos prioritarios” lo cual recuerdo que ya había anunciado un par de días antes de la “Reunión Cumbre” el gobernador y que para los tamaulipecos “discursivamente” es más de lo mismo:

1.- Van a proseguir con la captura de los narco líderes, lo cual está bien, pero yo digo que eso no baja la violencia, sino al contrario, crece porque surgen las disputas por el liderazgo. Es que no hay sicario que no quiera ser capo.

Por supuesto los del gobierno tienen que repetir que mantendrán las acciones contra el trasiego de drogas a Estados Unidos y contra los dealers -narcomenudistas- locales.

2.- Se anunció que con la nueva estrategia, en vez de aumentar tropas, marinos y efectivos de la Policía Federal, todos los Servicios de Inteligencia Nacionales infiltrarán la logística de las organizaciones criminales para acabar con los “halcones” y con todas actividades que les generan cuantiosos ingresos a los mafiosos, como son “cobros de piso”; “cobros de paso” por las Aduanas; cobros por los recibos de luz; (ellos cobran en negocios el consumo de energía y “arreglan” amenazando de muerte a los funcionarios de la CFE local para que no corten el servicio); se evitará que les cobren cuotas por trabajar a los taxistas y a vendedores ambulantes y obviamente serán atacadas sus empresas lavadoras de dinero, constructoras, mueblerías, hoteles, agencias de autos, “yonkes”, antros e inversiones financieras, sin distingo, a todos los grupos de la delincuencia organizada de Tamaulipas.

Al menos eso se dijo en la “Reunión Cumbre” de Reynosa, pero nadie de los representantes de la Sociedad Civil con los que comentamos esto, se lo cree.

El colmo fue que Sandra Guardiola, dirigente de la Coparmex haya pedido a las más altas autoridades de la Seguridad Nacional, que “por favor tomaran en cuenta a la Presidenta Municipal, Maki Ortiz porque es quien conoce a fondo los problemas de Reynosa” y ni la pelaron.

Para los tamaulipecos, esta “Reunión Cumbre” del Gabinete de Seguridad, fue una pantomima más.

Pero yo, que también soy de Tamaulipas, todavía esperaré a ver que dice y que hace el Gobernador Francisco Javier García Cabeza de Vaca.


Leave a Comment

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>